¿Le gusto? Lo que te dice su lenguaje corporal

Te gustaría ser adivina o por lo menos experta en lenguaje corporal: no le puedes quitar los ojos de encima, pero no sabes si realmente le gustas, o si ya te lo estás imaginando de tanto pensar en él. ¿Y si es el típico caso de chico simpático que emite señales erróneas?

Descifrar el lenguaje corporal no es un ejercicio infalible, pero si se dan dos o tres señales que te indican los expertos, puedes descubrir si tu chico se está fijando en ti o si te estás autoengañando:

¿Cómo te mira?


La dilatación pupilar, una reacción automática, es una señal de que le gustas, junto con la inclinación de la cabeza hacia ti. Si su mirada se vuelve más persistente y la dirige a las partes de tu cuerpo con contenido sexual (piernas o pecho, por ejemplo), puedes saber que le atraes físicamente. Si te mira de reojo, su lenguaje corporal te está transmitiendo interés, curiosidad o seducción.

Si cuando le hablas apoya la cabeza en las manos o mira hacia el suelo, sin embargo, está aburrido – déjale en paz de una vez.

¿Cómo te sonríe?


Si se le descubren los dientes superiores e inferiores al completo y se le estrecha la mirada levemente, te ha dado la mejor sonrisa de todas – la sonrisa amplia, que expresa la mayor intensidad de placer y felicidad.

Con la sonrisa que tienes que tener cuidado es con la superior de alta intensidad. Es una sonrisa que se realiza al cerrar los ojos ligeramente y retraer el labio superior, abriendo la boca y mostrando los dientes. Esta sonrisa puede trasmitir sorpresa divertida, alegría, o duda alegre, pero muchas veces se trata de lenguaje corporal para engañar.

¿Qué hace con las manos?


Si al estar de pie se pone en auténtica postura vaquera, con los pulgares en la cintura o bolsillos, es que está adoptando el lenguaje corporal de la virilidad. ¡Le atraes! También puede que se arregle el pelo o se lo acaricie; se arregle la corbata, la chaqueta, o el cuello de la camisa; o se concentre en limpiar una pelusa real o imaginaria.

Sin embargo, es mala señal si cuando le hablas se frota las manos o golpea ligeramente los dedos (impaciencia), se aprieta la nariz (evaluación negativa), o se toca ligeramente la nariz (duda, mentira o rechazo).

¿Qué hace con el cuerpo?


Ya hemos mencionado la postura de galanteo, de pie con los pulgares metidos en los bolsillos. También puede reaccionar a lo militar, sacando pecho, metiendo tripa y estirándose para lograr una mayor altura. Si al estar en pie gira en tu dirección o apunta o desliza el pie hacia ti, su lenguaje corporal indica interés en ti.

Si estáis hablando sentados, sin embargo, y cruza las piernas, balanceando ligeramente el pie, es que está aburrido.

La buena noticia es que los estudios científicos demuestran que el lenguaje corporal masculino es menos variado, menos sutil, y más fácil de interpretar. Ya que el 70-80% de nuestro mensaje consiste en lenguaje corporal, y las señales no verbales influyen cinco veces más que la comunicación de otro tipo, puedes hacerte una buena idea de si le gustas o no simplemente agudizando tus poderes de observación.


Fuentes: Wikipedia.org, personal.able.es, nitroglicerino.com, luisarimany.com, guia-sexual-del-amante.com

© MujerDeHoy.org




PORTADA       CULTURA       ACTUALIDAD       COCINA       VIVIR       MODA       HOGAR       SALUD       ESPIRITUALIDAD       ARCHIVO

Contacta | Quiénes Somos | Preguntas Frecuentes
Uso y Privacidad | Mapa MdH | Publicidad